El juicio de París.

El juicio de París.

Un olvido de los dioses llevó a la caida de Troya

La boda de Tetis y Peleo (futuros padres de Aquiles) se celebró a bombo y platillo. Todos los dioses fueron invitados, todos excepto Eris (La Discordia). Olvido fatal, pues ésta se presentó en el banquete y lanzó sobre la mesa una manzana de oro con la inscripción:

para la más bella

Enseguida Atenea, Hera y Afrodita se la disputaron. Zeus no quiso mojarse y envió a Hermes junto con las tres diosas y la manzana a buscar a Paris, príncipe Troyano considerado un “experto” en belleza femenina, para que éste decidiera… Paris no se decidía y las diosas intentaron chantajearlo. Hera le ofreció poder, Atenea sabiduría y Afrodita el amor de la mujer más bella del mundo…

El mujeriego de Paris se decidió por el regalo de Afrodita y a ésta le entregó la manzana. Y así es como Paris consiguió el amor de Helena. Y SE LIÓ LA DE TROYA!!!!

(Esta historia inspiró para la parte en que Malicia no es invitada al bautizo de La Bella Durmiente… y ya sabemos lo mal que le sentó!!!!!)

Gracias mil a ésta gente maravillosa que no dudaron en posar para mí de esta guisa: Javier Gonzalez Garcia (Paris), Jessica Artemis (Afrodita), Karla Carrillo (Hera), Esterling Torres (Atenea) y Mark (Hermes)

El Juicio de Paris

El Juicio de Paris. Y así fue como se lió La De Troya

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *